Mensaje del presidente

Estimados Amigos y Colegas de nuestra Asociación:

Como profesionistas y agremiados, hemos sido testigos del gran trabajo que se ha realizado para que nuestra Asociación haya alcanzado objetivos que, en su momento, fueron metas consideradas difíciles de lograr.

En Mesas Directivas anteriores se ha brindado mayor formalidad a los procesos para la selección de los agremiados para sus posteriores nombramientos; además, se ha dado mayor difusión a la enseñanza de calidad en nuestra especialidad y se ha incrementado la participación de nuestras escuelas en las diversas actividades académicas y sociales, a través de eventos como el XLIX Magno Congreso Internacional de la Asociación Mexicana de Cirugía Plástica, Estética y Reconstructiva. Y sobre todo, se ha defendido el respeto y la dignidad del trabajo del Cirujano Plástico mexicano ante una sociedad y unos medios de comunicación cada vez más informados y en consecuencia, más exigentes.

Con todo el respeto y la admiración que guardamos hacia las administraciones anteriores, siempre habrá cosas por hacer y por mejorar; todo evoluciona y todo es perfectible, sino fuera así, no tendríamos razón de ser.

Necesitamos continuar con aquellos proyectos, gracias a los cuales, hemos podido ser mejores como grupo y como Asociación, y debemos también perpetuar aquellas acciones que nos han consolidado profesionalmente. Es imprescindible seguir con cambios que nos aporten una visión acorde a los tiempos, no sólo del México actual, sino de un mundo que avanza vertiginosamente y que amenaza con deshumanizar el quehacer de nuestra práctica profesional.

Es por ello que conjuntaremos esfuerzos, aptitudes y elementos valiosos, para seguir impulsando la academia hacia nuestros agremiados y colegas que reciben un entrenamiento formal en nuestra especialidad. Continuaremos la internacionalización de la Cirugía Plástica mexicana hacia un mundo que es cada vez más estricto en cuanto a la demanda de servicios profesionales de calidad; seguiremos impulsando la responsabilidad social que tenemos hacia nuestra comunidad y hacia las instituciones, pues es de ellas de quienes hemos recibido los medios para llevar a cabo nuestra labor. De la misma manera, persistiremos en el afán de lograr una gestión empresarial que reafirme nuestra identidad y nuestro compromiso hacia la mejora de una práctica segura, leal y de respeto entre nosotros como médicos; y sobre todo, trabajaremos para lograr una unidad que nos convierta en un ente fuerte y preparado, para defender de las amenazas externas lo que a nosotros, con tanto esfuerzo y sacrificio, nos ha costado lograr.

Por todo lo anterior, les pido que busquemos ante todo la concordia, la fraternidad y la comunicación asertiva entre nuestro gremio. Somos médicos y especialistas, y no sólo de alta especialidad, sino hombres y mujeres con un alto nivel de ética, educación, cultura y honorabilidad.

Esta oportunidad que se me ha concedido cabalmente a través de su confianza, más que ser un privilegio, lo considero un compromiso, una misión y una causa: la de poner en cada acción lo mejor para que nuestra Asociación, se mantenga siempre en pie y con la frente en alto ante los retos que nos deparen los tiempos venideros.

Hemos sido elegidos de una forma democrática y transparente por la mayoría de los miembros, para representar a nuestra Asociación; por lo tanto, nuestra misión será siempre velar por los intereses y el beneficio no sólo de esta mayoría, sino de todos los Cirujanos Plásticos mexicanos. Nuestra AMCPER estará siempre por encima de cualquier interés personal o minoritario.

No me queda más que agradecer el compromiso adquirido por el valioso equipo de trabajo que hoy conforma la nueva Mesa Directiva, pues su único objetivo es el de servir y el de dar lo mejor de cada uno de nosotros en aras de beneficiar a nuestra AMCPER. Para este trabajo nadie recibe sueldo, trabajamos por amor y por cariño a nuestra especialidad y a nuestra Asociación.

Gracias por las muestras de estima y de amistad manifestadas durante estos últimos días, gracias por las valiosas aportaciones que me han estado compartiendo, y que serán de gran ayuda para llevar a cabo nuestro plan de mejora continua; y sobre todo, gracias a todos ustedes por creer en el trabajo que hasta hoy, les hemos transmitido.

Nuestro caminar no ha terminado, apenas comienza. Invito a todos y a cada uno de ustedes a sumarse al objetivo común de engrandecer a nuestra Asociación y a la Cirugía Plástica mexicana.

No permitiremos que la salud de la población mexicana sea dañada y afectada por el afán de grupos que se encuentran actuando fuera de la ley. La razón y la legalidad, están de nuestro lado. No aceptamos negociaciones, el Cirujano Plástico mexicano no se compara con ningún otro profesionista. Si quieren ser como nosotros, que estudien Cirugía Plástica; si quieren ser como nosotros, que hagan su Residencia formal como todos nosotros la hemos hecho; y si quieren ser como nosotros, que cumplan con los parámetros y los requisitos que exige nuestro Consejo de Especialidad. Estoy más que seguro que con la ayuda de todos, no toleraremos que los no especialistas afecten a la población mexicana, ni que ataquen a nuestra humana, brillante y honorable membresía.

Necesitamos de todos ustedes para lograr estos objetivos.

Por la unidad y la fuerza de la Cirugía Plástica mexicana, trabajemos unidos.

¡Viva la Cirugía Plástica mexicana!

¡Viva la Asociación Mexicana de Cirugía Plástica, Estética y Reconstructiva!

 

Muchas gracias.

Atte: Dr. Lázaro Cárdenas Camarena

 

The Daily Post

The Art and Craft of Blogging

The WordPress.com Blog

The latest news on WordPress.com and the WordPress community.